9.9.09

I'm still alive...

Ese día, no tenia pensado nada especial.

Hizo lo mismo de siempre, comió lo mismo que todos los miércoles y vio la misma televisión.

Es extraño cómo un día cualquiera puede acabar en un suicidio.

3 comentarios:

  1. Morir no es prueba suficiente de que se haya vivido.

    ResponderEliminar
  2. Los días cualquiera son los que terminan por hacerse diferentes.



    miau
    rojo
    cereza

    ResponderEliminar

Susúrrame tus sueños.